• Envíos gratis a partir de 49€
  • 30 días de devolución
  • Entregas en 48 h

Blog de running Intersport

Blog de outdoor Intersport

El entrenamiento de la fascia es importante para ayudar a los corredores a evitar lesiones. En este post te brindaremos consejos clave sobre cómo entrenarlo.

Fascia: qué es, por qué es importante y consejos de entrenamiento de fascia para corredores

Es posible que hayas oído la palabra "fascia" en distintos foros. No es de extrañar, es un tema que es difícil de ignorar hoy en día. Sigue leyendo para averiguar qué es la fascia, por qué es importante y cómo tú, como corredor, puedes integrar el entrenamiento de la fascia en tu práctica.

¿Qué es la fascia?

¿Por qué es importante el entrenamiento de la fascia?

Los ejercicios de calentamiento aflojan y relajan la fascia. Esto evita la restricción fascial que conduce a una menor movilidad en los músculos y, en consecuencia, puede provocar dolor y lesiones. Mantener la fascia elástica y móvil te ayudará a evitar lesiones al obtener los mejores resultados de tu carrera restaurando la elasticidad y fuerza natural del cuerpo.

¿Qué ejercicios fasciales puedo integrar en mi rutina de carrera?

Ahora que tienes una idea de lo que es la fascia, puedes integrar algunos ejercicios en tu propia práctica. Aquí hay algunos consejos para que comiences:

  • El estiramiento de la piel de las extremidades o durante un estiramiento hará que la fascia se mueva. Los saltos bruscos y los rebotes en diferentes áreas del pie son extremadamente útiles para los corredores.
  • Movimientos en espiral: rotaciones de las articulaciones, incluidos brazos, caderas, tobillos, muñecas, cuello, dedos y dedos de los pies.
  • Mantener tu estiramiento favorito durante más tiempo mientras inhalas te ayudará a alcanzar capas fasciales más profundas en el cuerpo.
  • Rulos: accesorios tales como rulos de espuma, pelotas de tenis o pelotas de yoga son excelentes herramientas para crear una liberación miofascial. También puedes dar masajes a la fascia importante en el cuerpo rodando sobre su espalda de lado a lado sin punto de apoyo.
  • Auto-masaje: masajear las plantas de los pies (así como otras áreas) es un elemento particularmente clave del entrenamiento de la fascia para los corredores. Además, ¡Es muy placentero!
  • Sugerencia del experto: intenta hacer estos ejercicios descalzo para el mayor impacto.

    Al integrar el entrenamiento enfocado en la fascia en tu régimen de carrera 2-3 veces por semana, estimularás la fascia y eso te ayudará a evitar lesiones. ¿Te animas a seguir con este tipo de entrenamiento?